La presidenta del Grupo Mixto-Adelante Andalucía, Maribel Mora, este martes en rueda de prensa. - Joaquin Corchero - Europa Press

Adelante Andalucía ha aportado este martes una visión crítica del acuerdo de la Junta y el Gobierno por Doñana. A pesar de que entienden «que hay una parte positiva, que es que se retira la Ley de Regadías», «en realidad se trata de un rescate de la clase empresarial agrícola de Huelva». Así lo ha expresado la presidenta del Grupo Parlamentario, Maribel Mora quien, por otro lado, ha aplaudido que se deje «de mercadear con el agua de Doñana».

En una rueda de prensa en el Parlamento de Andalucía, ha sostenido que tanto la Junta de Andalucía como el Gobierno «se han tragado un sapo por llegar a un acuerdo con un lobby de empresarios incumplidores». Ha indicado que «han conseguido lanzar el mensaje de que todo vale», antes de preguntarse «en qué situación se quedan los agricultores que lo han hecho bien».

Ha reconocido que el acuerdo de ambas administraciones comporta «un intento de diversificar la economía de la zona». Sin embargo, ha matizado esa lectura genérica «leyendo ambos textos» y lamentando entonces «una oportunidad de regularizarse tanto a quienes han trabajado de manera leal» como de quienes han hecho «una competencia desleal absoluta».

La parlamentaria de Adelante está convencida los 100.000 euros por hectárea para los agricultores que renuncien a continuar con su actividad, supone «rescatarles a un precio muy por encima al de mercado». Incide, además, en que se trata de un «negocio redondo» para aquellas hectáreas en regadío «sin tener derecho a agua», ya que «ahora te van a pagar 100.000 euros si estás dentro de la Corona Forestal».

Compra de tierras en el Andévalo

Mora ha advertido de un tendencia apuntada por las plataformas ecologistas sobre «la compra de tierras en el Andévalo para seguir plantando frutos rojos». De esta forma, se propicia que se lleve «cada vez más al norte la ubicación de frutos rojos», a lo que ha pedido «más límites».

La presidenta del Grupo Parlamentario ha reprochado a la Junta que no haya informado «de nada» a los empresarios agrícolas legales, pero que se haya reunido con «la Plataforma de los regantes, los empresarios ilegales». En relación a la posible modificación del Plan de la Fresa, Mora ha alertado de que se podría propiciar que «los agricultores de secano que pinchan ilegalmente el agua» puedan acogerse al «posible Plan de la Fresa con derecho a agua».

Población migrante en la agricultura

Maribel Mora ha puesto también el foco sobre el trato que se ofrece a la población migrante que vive de la agricultura. Ha proclamado que «el precio de la fresa vale tan barato por la explotación esclavista». Además, ha calificado de «postureo» la posición del Gobierno y la Junta en este asunto, antes de reprochar a la Administración autonómica que no haya contemplado «ni un solo euro para el Plan de erradicación del chabolismo» en el Presupuesto 2024.

Periodista. Comunicando y aprendiendo de todo a mi alrededor. Involucrada en el periodismo social.

Deja un comentario