Archivo - Un operario trabaja en la obra de un edificio. - David Zorrakino - Europa Press - Archivo

Las muertes por accidente laboral en Andalucía ascendieron a 116 al término del año 2023, lo que supone 32 fallecidos menos que en 2022 (21,6%), según los datos del Ministerio de Trabajo. Del total, 94 fueron durante la jornada laboral y 22 durante el trayecto de ida o vuelta al trabajo. Asimismo, 102 eran asalariados y 14 eran trabajadores por cuenta propia. La mayor parte de las muertes se producen por infartos y derrames cerebrales, accidentes de tráfico, atrapamientos y amputaciones, caídas y colisiones contra objetos en movimiento.

Por provincias, destaca Sevilla, con 25 accidentes mortales laborales, seguida por Córdoba y Málaga, con 17 respectivamente; Cádiz y Granada, con 16; Almería y Huelva, nueve, y Jaén, con siete. A nivel nacional, un total de 721 trabajadores murieron en accidente laboral en 2023, lo que supone 105 fallecidos menos que en 2022 (-12,7%), según la misma fuente.

Accidentes en la jornada de trabajo y gravedad

En 2023, los accidentes con baja laboral disminuyeron un 1,1% en relación al año anterior, hasta un total de 624.911 siniestros, de los que 539.584 se produjeron en el centro de trabajo (un 2,3% menos) y 85.327 fueron accidentes en el trayecto de casa al trabajo o viceversa, con un avance anual del 7,3%.

De acuerdo con los datos provisionales del Ministerio, los accidentes mortales en jornada de trabajo bajaron un 14,4% en 2023, al registrarse 581 fallecidos, 98 menos que en 2022, mientras que los siniestros en el trayecto con resultado de muerte disminuyeron un 4,8%, hasta un total de 140 fallecidos.

Por su parte, los accidentes graves en jornada de trabajo sumaron 3.759 en 2023, un 1,1% menos, mientras que los siniestros en el camino de carácter grave aumentaron un 3,7%, hasta los 947 accidentes. Los accidentes leves en jornada de trabajo bajaron un 2,3% en 2023, hasta un total de 535.244, en tanto que los siniestros durante el trayecto calificados como leves subieron un 7,3%, hasta los 84.240.

Muertes por sectores

Dentro de los accidentes mortales en jornada de trabajo, el sector servicios registró el mayor número de fallecidos, 282, lo que supone un 11,9% menos que en 2022. Todos los sectores recortaron el año pasado su cifra de siniestros mortales con respecto a 2022. El mayor descenso se lo anotó el sector agrario, que registró 72 fallecidos (-24,2%), seguido de la industria y de la construcción que, con 96 y 131 siniestros mortales, redujeron el número de trabajadores fallecidos un 15,8% y un 12,7%, respectivamente.

Muerte de autónomos en 2023

La estadística de Trabajo revela además que de los 721 trabajadores que perdieron la vida en un accidente laboral el año pasado, 647 eran asalariados (-13,4%) y 74 eran trabajadores autónomos, un 6,3% menos que en 2022.

Del total de autónomos que perdieron la vida en accidente laboral, 73 lo hicieron en su centro de trabajo, dos más que en 2022, mientras que uno falleció en un siniestro en el camino, siete menos que en el año anterior.

En conjunto, los trabajadores por cuenta propia sufrieron en 2023 un total de 34.618 accidentes laborales con baja, un 1,5% menos que en 2022, con un descenso del 1,4% en los siniestros en jornada de trabajo y una caída del 2,6% en los accidentes en el trayecto. Asimismo, según los datos provisionales del Ministerio, en 2023 se notificaron 569.996 accidentes sin baja laboral, un 0,9% más que en 2022.

Deja un comentario