La Consejería de Universidad, Investigación e Innovación ha anunciado que se financiará con fondos europeos parte de las innovaciones tecnológicas realizadas durante la pandemia en universidades públicas andaluzas. Concretamente las iniciativas desarrolladas desde 2020 por las diez universidades públicas andaluzas en materia de transformación digital y TIC. Así lo ha explicado la viceconsejera de Universidad, Investigación e Innovación, Lorena Garrido, durante las jornadas ‘La transformación digital en las universidades’, organizadas por el Colegio Oficial de Ingenieros de Telecomunicación de Andalucía Occidental y Ceuta.

La viceconsejera de Universidad destaca que la oferta académica debe estar conectada con la demanda del mercado en ámbitos como el análisis de datos, el aprendizaje automático o el blockchain.

En su intervención, Garrido ha destacado que “la pandemia originada por la Covid-19 aceleró el salto de las instituciones académicas a la digitalización, exigiéndoles un esfuerzo de inversión, apoyadas por la Junta, para atender las necesidades que se planteaban en ese momento de enseñanza online”. Por ello, el Gobierno andaluz les ofrece ahora, con el fin de compensar parte del gasto ejecutado, esta financiación procedente de los Fondos React-EU, que están contemplados en el paquete de ayudas Next Generation, aprobadas a raíz de la crisis sanitaria.

Los recursos europeos permitirían, además de recuperar esa inversión, liberar nuevos
fondos para continuar avanzando en el desarrollo de las infraestructuras y sistemas
TIC, en la evolución de los sistemas de apoyo virtual a la docencia, en el
almacenamiento en nube de contenidos o en el refuerzo de sistemas de
ciberseguridad, entre otras líneas de trabajo. Se podrán sufragar, entre otras tareas, el
despliegue de red wifi corporativa, proyectos de digitalización, de gestión y
funcionamiento de infraestructuras y equipamientos, así como acciones de integración
y transformación digital de servicios de atención a la ciudadanía.

Las instituciones académicas tuvieron de plazo hasta finales del pasado año para
presentar sus intervenciones y, actualmente, la Junta de Andalucía está analizando y
evaluando si cumplen los requisitos planteados por este mecanismo europeo.
La viceconsejera de Universidad también ha querido poner el acento en que la
transformación digital constituye “un proceso inaplazable para el sistema universitario
público, teniendo en cuenta que la tecnología es un complemento esencial e
imprescindible en las aulas, ya que ofrece una oportunidad de cambio y de mejora”.

Por otro lado, Lorena Garrido ha asegurado que la oferta académica universitaria debe
estar conectada con las nuevas oportunidades que genera el nuevo paradigma
industrial y ofertar una formación especializada que demanda el mercado en ámbitos
como, por ejemplo, análisis de datos, aprendizaje automático, blockchain o marketing
digital. En ese sentido, ha aclarado que este es precisamente uno de los objetivos que
contempla el nuevo proyecto de decreto de ordenación de las enseñanzas
universitarias en Andalucía, que permitirá actualizar los títulos existentes y servirá de
base para abordar con posterioridad la oferta de titulaciones a implantar en la
comunidad.

Deja un comentario