IU Sevilla ha celebrado una coordinadora provincial donde diferentes sensibilidades como el PCA, la CUT e Izquierda y progreso han presentado una resolución crítica en base a los resultados obtenidos por la coalición Por Andalucía en las elecciones andaluzas. En ella, las formaciones políticas firmantes han calificado de «descalabro sin paliativos» los resultados electorales. Unos resultados, afirman, «no solo achacables a factores internos». «Las condiciones objetivas pesan tanto o más que las subjetivas, pero ello no nos puede llevar a la exención de responsabilidades en el ámbito interno», han apuntado.

Así, señalan que desde estas formaciones, a su juicio, «la convergencia real no se está materializando más allá de acuerdos electorales para la formación de una coalición en la que no se integran todas las fuerzas políticas a la izquierda del PSOE».

Por otro lado, destacan que el nombre “Por Andalucía” hubiera sido una oportunidad para «presentar a las trabajadoras y trabajadores de nuestra tierra los contenidos de un proyecto andaluz, plural y de clase, que hundiera sus raíces en las luchas del 4-D al 28-F y que reivindicara el potencial de Andalucía para empujar en la construcción de un “Nuevo País”

«En la última coordinadora andaluza, no se realiza un análisis autocrítico del resultado, culpabilizando a agentes externos, a condiciones objetivas y subjetivas y alguno de nuestros socios como responsables de la división y del fracaso electoral. En un momento de resultados históricamente negativos, no se puede pretender seguir adelante con la misma planificación y sin abordar los cambios que sean necesarios», han comentado.

En la última Asamblea Provincial de IU Sevilla lograron un acuerdo unitario, desde la constatación de que las diferencias entre los diversos grupos y «partidos que componemos la pluralidad, lejos de ser un problema, son las que nos enriquecen desde el punto de vista político, ideológico, organizativo y territorial y hacen de la organización de IU en nuestra provincia una realidad, sin parangón, a la que cuidar», apuntan.

Así, creen que tras el 19-J es necesario «abordar los cambios que sean necesarios», y añaden, «sería esperable que el Coordinador Provincial (fruto del acuerdo unitario), tuviese la sensibilidad de escuchar a la pluralidad de su provincia y no dedicarse en órganos andaluces a contestar a las voces críticas tras el 19-J, incluidas las de su provincia»

Por último, señalan que «asumir responsabilidades políticas del fracaso de estas elecciones por parte de las direcciones deben conllevar cambios relevantes de organización que provoquen modificaciones en la colegiada andaluza».

Deja un comentario